Piedras

Fuimos piedras,

muchas veces,

fuimos piedras.


Nos creamos de la lava

que emanamos seca.

Con cada erupción,

un torrente, una espera.


Nos abrazamos ardiendo,

hasta crear una cueva.


Le prendimos al tiempo una vela

pero se nos olvidó rezar,

nuestras rodillas descansaban nuevas.


Con el tiempo,

en los poros se crearon presas.

Nos bañamos en ellas,

sin sentir crecer las algas

que nos ahogaron en quimeras.

Fuimos tanto,

uno del otro,

que nos perdimos

en un laberinto de venas.


Fuimos piedras,

dejadas en un mar,

que no recuerda,

pero conserva.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: